12 de febrero de 2008

Cactus hambriento..


Esto ya se llama vicio...

1 comentario:

Cactus Desesperaos dijo...

Bien, apoyo la imagen. Los niños son asesinos de nuestra sensibilidad cactacea.